Misterio develado: señal de largada para el Paseo de esculturas del Museo Nacional de Bellas Artes

Fuente: La Nación ~ Una obra de Noemí Gerstein que se instalará en noviembre, adquirida con fondos que reunirá la Asociación Amigos del MNBA, será el puntapié inicial del proyecto que reunirá una docena de piezas.

Misterio develado: la obra elegida por un comité de expertos para emplazar en el nuevo Paseo de esculturas del Museo Nacional de Bellas Artes (MNBA) es Marejada, pieza de Noemí Gerstein, artista fallecida en 1996. Realizada en 1970 en acero inoxidable, será la primera en instalarse en noviembre en el parque central ubicado entre el museo y su Asociación de Amigos, donde está previsto exhibir a cielo abierto una docena de piezas en una fecha aún indefinida.

Marejada (1970), escultura de Noemí Gerstein que integrará el Paseo de Esculturas del Museo Nacional de Bellas Artes gracias al aporte de su Asociación de Amigos
Marejada (1970), escultura de Noemí Gerstein que integrará el Paseo de Esculturas del Museo Nacional de Bellas Artes gracias al aporte de su Asociación de AmigosGentileza Aamnba

La presentación al público de ese acervo, que estará conformado por esculturas del museo que permanecen guardadas y otras que aportará el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires, depende de la habilitación de la construcción de una estructura de hierro y vidrio que incluirá escaleras y ascensores,y unirá la antigua Casa de Bombas de Recoleta remodelada por el arquitecto Alejandro Bustillo, sobre la Avenida del Libertador al 1400, con el renovado pabellón construido para la Exposición del Sesquicentenario de la Revolución de Mayo por el arquitecto César Janello junto con Rubén Fraile y Jorge Gómez Alaiz. Aquel anexo desmontable, devenido permanente, aloja hoy la sala de exposiciones temporarias del museo, la sede de la Aamnba, el auditorio y el área del restaurant.

Noemí Gerstein retratada por Horacio Coppola, circa 1965
Noemí Gerstein retratada por Horacio Coppola, circa 1965Gentileza MNBA

“Desde la Avenida del Libertador se va a poder ver la Facultad de Derecho”, anticipó Andrés Duprat, director del Museo Nacional de Bellas Artes, que confía en la pronta aprobación del proyecto que financiará el Estado Nacional. Si esto no se logra, el parque podría inaugurarse antes del próximo verano. Pero si consigue luz verde, como prevé, el parque de esculturas deberá esperar hasta que concluya la obra, plazo estimado por él en “un año y medio”.

Torso, de Rogelio Yrurtia, una de las obras del Museo Nacional de Bellas Artes que integrarán el Paseo de esculturas
Torso, de Rogelio Yrurtia, una de las obras del Museo Nacional de Bellas Artes que integrarán el Paseo de esculturasGentileza MNBA

Recién entonces se podría ver el conjunto conformado por obras del museo –Rugby y La danza, de Pablo Curatella Manes; Jinete a caballo, de Marino Marini; El deseo, de Libero Badii, y torsos de Antonio Sibellino y Rogelio Yrurtia– y otras de la ciudad, que según una “lista preliminar” serían las siguientes: La primavera y El hombre que habla, de Léon-Ernest Drivier; El segador y El sembrador, de Constantin Meunier; y Heracles y Centauro Herido, de Émile Antoine Bourdelle.

Esas definiciones no impedirán, sin embargo, que se instale la obra de Gerstein en noviembre, en el otro extremo del parque, en una ceremonia que reemplazará la tradicional gala de recaudación de fondos de la Asociación Amigos del MNBA (Aamnba). La nueva escultura dialogará con las obras ya emplazadas en el entorno del museo, realizadas por artistas como Émile Antoine Bourdelle, Enio Iommi y Julio Le Parc, María Juana Heras Velasco y Luis Arata, entre otros.

Torso, de Antonio Silvestre Sibellino, una de las obras del Museo Nacional de Bellas Artes que integrarán el Paseo de esculturas
Torso, de Antonio Silvestre Sibellino, una de las obras del Museo Nacional de Bellas Artes que integrarán el Paseo de esculturasGentileza MNBA

Al igual que el año pasado, cuando la Aamnba presentó un libro sobre su historia para celebrar sus 90 años, esta vez se abrió una convocatoria dirigida a mecenas -personas, instituciones y empresas- para conformar con aportes privados un fondo para esta compra que se sumará al patrimonio público. De esa forma se deberán reunir unos 30 millones de pesos necesarios para comprar la obra a la galería Palatina y cubrir los gastos relacionados: el cóctel, el traslado, la instalación y el catálogo, donde figurarán todos los donantes.

“Lo vamos a juntar”, aseguró con optimismo a LA NACION Julio César Crivelli, presidente de la Aamnba, tras confiar que los 18 millones recaudados en 2021 incluyeron múltiples aportes de 25.000 pesos, de donantes muy diversos. “Tenemos confianza porque hay un público fiel”, apunta a su lado Andrés Gribnicow, director ejecutivo de la Aamna.

El Comité Asesor de compras para el Museo Nacional de Bellas Artes, integrado por Marcelo Pacheco, Mariana Marchesi, María Teresa Constantín, Sebastián Vidal Mackinson y Laura Malosetti Costa
El Comité Asesor de compras para el Museo Nacional de Bellas Artes, integrado por Marcelo Pacheco, Mariana Marchesi, María Teresa Constantín, Sebastián Vidal Mackinson y Laura Malosetti CostaGentileza Aamnba

La elección de la escultura de Gerstein también fue producto de un esfuerzo colectivo: fueron cinco las piezas preseleccionadas por un Comité de Adquisiciones, creado específicamente para esta edición del flamante Programa Bellas Artes Nuevas Adquisiciones, lanzado en marzo último. Integrado por María Teresa Constantin, Laura Malosetti Costa, Mariana Marchesi, Marcelo Pacheco y Sebastián Vidal Mackinson, este equipo realizó un trabajo previo de investigación y relevamiento de obras disponibles y proyectos posibles para emplazar en el nuevo espacio del museo. En base a esas propuestas, la elección final estuvo a cargo de Duprat y de Crivelli.

Para decidirse por Marejada–que perteneció a la colección de Federico Vogelius, se expuso en el Centro Cultural Recoleta en 2002 y actualmente integra una colección privada-, ambos tuvieron en cuenta no solo su gran calidad artística sino también materialidad, ya que el acero inoxidable hace que sea fácil de conservar en espacios abiertos.

Jinete a caballo, de Marino Marini, una de las obras del Museo Nacional de Bellas Artes que integrarán el Paseo de esculturas
Jinete a caballo, de Marino Marini, una de las obras del Museo Nacional de Bellas Artes que integrarán el Paseo de esculturasGentileza MNBA

“También se consideró que se trata de una obra finalizada y lista para su emplazamiento, previsto para noviembre, y que la operación se realiza a través de una galería, lo que contribuye a dinamizar el mercado del arte local –explicaron-. A su vez, el hecho de ser la obra de una artista consagrada cuya carrera fue reconocida hasta el final de sus días y la posibilidad de dar gran visibilidad a una escultora mujer -en tiempos en que este reconocimiento resulta especialmente valorable- fueron también motivos que pesaron en la decisión”.

Nacida en Buenos Aires en 1908, formada en la Escuela Nacional de Bellas Artes y con el escultor Alfredo Bigatti, Gerstein expuso muestras individuales en varias de las principales ciudades del mundo y participó tres veces en la Bienal de Venecia. Entre otras distinciones, ganó el Concurso Internacional de Escultura del Instituto Di Tella (1961), el Premio Nacional de Escultura del Fondo Nacional de las Artes (1972) y el Konex de Platino (1982).

Rugby, de Pablo Curatella Manes, una de las obras del Museo Nacional de Bellas Artes que integrarán el Paseo de esculturas
Rugby, de Pablo Curatella Manes, una de las obras del Museo Nacional de Bellas Artes que integrarán el Paseo de esculturasGentileza MNBA

En una época en que ya no existen donaciones equivalentes a la realizada hace 125 años por José Prudencio Guerrico, una de las colecciones fundacionales del MNBA que fueron enriqueciendo sus descendientes, ni se hacen viajes a Europa para sumar patrimonio como el realizado porEduardo Schiaffino en 1906, la Aamnba puede jactarse de haber aportado al acervo 185 obras de grandes artistas como Edgar Degas, Fernand Léger, Prilidiano Pueyrredón, Jorge de la Vega, Liliana Porter, Carlos Alonso y Raquel Forner, entre muchos otros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.